• Novus

Guía legal NFT: Propiedad Intelectual. México.

Actualizado: 27 ene

Por Juan Conde

@LawyerCount


Beeple vendió un NFT en 69 millones de dólares y gracias a eso, toda la comunidad artística se puso alerta. Desde que salió la noticia hemos recibido varias consultas sobre los aspectos legales de acuñar (si, así le dicen) y vender NFT. Entonces, nos dimos a la tarea de analizar el tema.


Ese análisis trajo como resultado una guía para NFT que contiene varios puntos. Hoy hablamos de Propiedad Intelectual en México. Solo recuerda que nada de lo que leas aquí es asesoría legal. Si necesitas ayuda con tu proyecto, contáctanos y con gusto analizamos tu asunto.



gif


¿Qué es un NFT?


NFT significa Non Fungible Token y básicamente consiste en un certificado (único e irrepetible) que acredita que cierta información relacionada con un archivo digital fue almacenada en una Blockchain. Obviamente, la cuestión técnica es mucho más compleja, pero esta idea nos va a servir para entender las implicaciones en materia de propiedad intelectual.


Aunque aún no existen prácticas estandarizadas, para acuñar un NFT, generalmente, el creador carga un archivo que contiene una obra digital (arte, coleccionables, gifs, videos, diseños, texto, etc.) en una base de datos (por lo general, centralizada) y luego carga un conjunto de información que describe esa obra digital en una blockchain. La información puede consistir en el nombre del creador del token, el nombre del artista, la historia transaccional (quienes han sido compradores y vendedores) del token, la ruta de acceso a la obra al momento de la creación del token (TokenURL), entre otros.


Es cierto que los NFT pudieran estar relacionados con algo completamente distinto de una obra digital, por ejemplo, el token puede consistir en el derecho a acceder a un servicio o a una experiencia, pero por el momento, no nos enfocaremos en ese tipo de tokens, ya que su relación con el tema de derechos de autor es casi nula.


¿Cuáles son los temas importantes en Propiedad Intelectual?


Primero, tenemos que entender que todas las obras digitales (arte, coleccionables, gifs, videos, diseños, texto, etc.) son obras protegidas por el Derecho de Autor.


De igual forma, debemos recordar que los Derechos de Autor se obtienen desde que la obra se fijan en un soporte material, independientemente de que se registre o no, o sea que, no es necesario registrarlas ante el INDAUTOR para tener los derechos.


El Derecho de Autor incluye los derechos patrimoniales que permiten al titular autorizar o prohibir (entre otras cosas) la creación de copias, la comunicación pública de la obra, la creación de obras derivadas e incluso su comercialización. También existen los derechos conexos. Estos son derechos que tienen ciertas personas que, sin ser autores, agregan valor a la obra, por ejemplo intérpretes y ejecutantes (e.g coreografías), productores de fonogramas (música) o productores de videogramas (videos). Adicionalmente, existen derechos de imagen o derechos de uso exclusivo de personajes de caricatura que serán relevantes en caso de que la obra digital consista en la fotografía o el retrato de una persona o del dibujo de personajes animados. En este último caso (personajes de caricatura) el registro ante INDAUTOR si es necesario para obtener reserva de uso exclusivo sobre el personaje.


Entonces, si para acuñar el NFT necesitas primero copiar y cargar una obra digital en una base de datos y publicarla en internet, solamente aquellas personas que cuenten con los derechos (patrimoniales, conexos, de imagen o de uso exclusivo) sobre una obra pueden acuñar el token o autorizar a un tercero para hacerlo.



gif

¿Cómo puedo asegurarme de que tengo los derechos?


Generalmente, el autor tiene todos los derechos morales y patrimoniales sobre sus creaciones y si el autor es la misma persona que grabó o editó la obra, entonces también tendrá los derechos conexos. Más aún si el NFT hace referencia a una obra que consiste en un personaje registrado por el autor o consiste en una fotografía de este, el autor es la única persona que deberá de otorgar su consentimiento. Así que, cuando solo una persona tiene todos los derechos sobre la obra, crear el token es muy sencillo desde el punto de vista legal.


Sin embargo, cuando hay varias personas involucradas en la creación de la obra la cosa se vuelve complicada. Supongamos que haces un NFT de una película indie. Una persona graba el video, otra lo edita, otra compone el soundtrack, otra lo graba y produce, la historia está basada en un libro que escribió alguien más y hay 5 actores cuya imagen aparece en las grabaciones.


Este es uno de los casos en donde se debe de tener más cuidado porque se necesitan las autorizaciones, permisos y licencias de todas las personas que pudieran tener algún derecho sobre cualquiera de las obras que se relacionan a tu NFT y además, se debe incluir la autorización para que puedas copiarlo, almacenarlo en un base de datos, comunicarlo públicamente y acceder a regalías o ingresos que se originen por las licencias o las ventas de la propiedad intelectual.


En el caso hipotético de la película indie, por ejemplo, necesitarías contar con la autorización del autor del libro originario, la persona que escribió el soundtrack, la persona que lo grabó, mezcló y editó, la persona que filmó la película, así como las personas que la dirigieron, arreglaron o contribuyeron algo (vestuario, diálogos, script, etc.), la autorización de los autores para usar su imagen, etc.


La mejor forma de asegurarte que tienes los derechos es haciendo una lista de todas las personas que colaboraron en la creación de la obra digital y vigilar que todas esas personas firmaron algún documento legal adecuado. Existen varios documentos legales que pueden utilizarse para obtener estar autorizaciones, por ejemplo, contratos de licencia o de autorización de uso, contratos de cesión de derechos patrimoniales o, incluso, contratos de obra comisionada u "obra por encargo".


En realidad, no existe un solo formato de documento que sirva para todos los casos, por eso lo más recomendable es que recurras a la guía y asesoría de personas expertas para que puedan evaluar tu caso en particular y proponer la estructura legal que más se ajusta a tus necesidades.


¿Qué pasa si no tengo los derechos y aun así acuño mi NFT?


¡Cuidado! Podrías estar cometiendo una infracción en materia de comercio lo que tiene como consecuencias multas o la exposición a responsabilidad civil extracontractual por los daños o perjuicios causados a los titulares de los derechos de las obras que usaste sin su consentimiento que, en muchos casos pueden sumar grandes cantidades como, por ejemplo, las ganancias que las personas afectadas hayan dejado de percibir con tu actuación.


Moraleja: Antes de acuñar un NFT asegúrate de tener todos los derechos sobre la obra, de lo contrario podrás tener riesgos legales. Si quieres lanzar tu NFT y cubrir todos los temas legales en México, contáctanos.



gif


¿Comprar un NFT te da los derechos de autor sobre la obra digital?


Por lo general, no. Piénsalo de esta manera, comprar un libro impreso no te da el derecho de copiarlo o de hacer una adaptación para el cine. Salvo el derecho de vender tu ejemplar (derecho de primera venta) la compra de un "soporte material" que contiene una obra no te da los derechos de autor sobre la obra.


Lo mismo pasa con un NFT. El token es en realidad un certificado de información que puede servir como título de propiedad de un archivo digital que se encuentra almacenado en algún servidor en algún lugar del mundo pero no más. Es probable que si haces copias u obras derivadas de una obra atada a un NFT que comprase, puedas estar cometiendo infracciones al derecho de autor de quien creó la obra digital.


Es posible que dentro de un NFT se incluyan los derechos de autor sobre una obra. Al final del día los derechos de autor pueden ser cedidos o transferidos, siempre y cuando se cumplan con los requisitos legales, así que si los términos de la venta incluyen la cesión de los derechos patrimoniales sobre la obra atada al token, es probable que también estés adquiriendo los derechos. Sin embargo, si no se hace mención expresa de la cesión, puedes estar seguro que es muy probable que no estés comprando los derechos de autor sobre tu bored ape.


1219 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo